Cervantes

Hoy es el día más hermoso de nuestra vida, querido Sancho; los obstáculos más grandes, nuestras propias indecisiones; nuestro enemigo más fuerte, el miedo al poderoso y a nosotros mismos; la cosa más fácil, equivocarnos; la más destructiva, la mentira y el egoísmo; la peor derrota, el desaliento; los defectos más peligrosos, la soberbia y el rencor; las sensaciones más gratas, la buena conciencia, el esfuerzo para ser mejores sin ser perfectos, y sobretodo, la disposición para hacer el bien y combatir la injusticia dondequiera que esté.

MIGUEL DE CERVANTES
Don Quijote de la Mancha.

17 de abril de 2018

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, acusado de corrupción durante su mandato como canciller de Uruguay

Resumen Latinoamericano *, 16 de abril de 2018
Mientras en Perú se desarrollo la VIII Cumbre de las Américas, bajo el eslogan “Gobernabilidad democrática frente a la corrupción”. Allí, en el país donde su presidente renunció por corrupto, se reunirán corruptos de diverso pelo, todos apadrinados por el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, un hombre sobre quien, a partir de documentos obtenidos por el medio de prensa uruguayo Caras y Caretas, recae la sombra de la duda en cuanto a la limpieza de su proceder con los dineros públicos.
Documentos obtenidos por dicha revista indican que en sus años como ministro de Relaciones Exteriores, durante el gobierno frenteamplista de José Mujica (2010-2015), Almagro cobró 233 mil 859 dólares y devolvió apenas unos 8 mil.
Así se desprende de las planillas donde queda asentado el concepto viático recibido, el monto abonado, el monto devuelto, la fecha y el carácter de la misión. El excanciller no escapa a las generales de la ley y como tantos otros gobernantes o directores de empresas públicas, de distintos gobiernos y partidos, no devolvió casi nada de lo cobrado. Si se tiene en cuenta que muchos de sus viajes los realizó como integrante de comitivas presidenciales y que en esos casos nada o casi nada de los gastos sale de los bolsillos de los viajantes, Almagro se quedó con dinero público, o lo usó en gastos personales.
Se pueden tomar al azar diversos viajes: apenas diez días después de asumido su cargo -el 10 de marzo de 2010-, el canciller integró la comitiva presidencial que viajó a Santiago de Chile y posteriormente a la ciudad boliviana de Cochabamba. Es de pensar que tanto el hotel como la mayor parte de las comidas corrieron por cuenta de los anfitriones. Los pasajes de avión los pagó Presidencia. Pero Almagro cobró por esos cuatro días en el exterior mil 84 dólares según consta en el recibo número 184.210. Al regreso no devolvió nada según quedó asentado en la planilla.
Un año después, el 10 de marzo de 2011, viajó dos días en misión oficial a Buenos Aires y Quito. La planilla indica que por ese viaje cobró un viático de mil 17 dólares de los cuales no devolvió nada. El el primero de agosto de 2011 viajó por dos días a la ciudad de Buenos Aires, por lo que recibió un viático de 740 dólares, tampoco devolvió monto alguno.
De acuerdo a los datos tomados de forma aleatoria para ilustrar el uso del dinero público por parte del excanciller y hoy secretario general de la OEA, desde donde pontifica sobre la corrupción en el continente, vemos que el 22 de agosto de 2011 viajó integrando una delegación oficial a las ciudades de Ginebra (Suiza), Beirut (Líbano) y Nueva York (EEUU) y, según consta en un recibo que lleva el número 181.274, recibió un viático de 10 mil 783 dólares y a su regreso devolvió apenas 529. El 7 de noviembre de 2011 viajó a Brasilia, donde se entrevistó con funcionarios del gobierno de Dilma Rousseff -la misma que cuando fue fraudulentamente destituida no recibió muestras de respaldo o solidaridad por parte del secretario de la OEA- y recibió 590 dólares según consta en un recibo que lleva el número 181.298. No devolvió nada.
Así se pueden seguir leyendo las planillas, las que se convierten en una muestra de cómo se usan los dineros públicos. Almagro no sólo no devolvió dinero (y si lo hizo, fue muy poco), sino que no rindió cuentas de sus gastos. Ahora, desde su cargo en la OEA, la emprende contra los gobernantes del continente por el uso que hacen de los recursos, en particular si son de izquierda o tienen alguna simpatía por ella. Nada ha dicho de Michel Temer, por ejemplo, o de las elecciones en Honduras, donde las denuncias de corrupción institucionalizada llevaron a la renuncia del jefe de la Misión contra la Impunidad en ese país porque su superior, Almagro, no tuvo en cuenta sus informes.
En la conferencia de Lima, Almagro compartirá la tribuna con individuos como Michel Temer, filmado in fraganti mientras pagaba una coima, Horacio Cartes, sobre quien pesan denuncias de corrupción de diverso tipo, y Mauricio Macri, propietario de empresas offshore no declaradas. Además, la Cumbre sesionará en un país cuyo presidente renunció tras la denuncia de un grupo de diputados de intento de compra de votos de legisladores para evitar su destitución. Los parlamentarios que participaron en la maniobra siguen en sus bancas.
* Fuente: KANDIRE 

Alerta Venezuela

No dejen de ver este conmovedor video

LatinoAmérica Calle 13

Así preparan la cocaína: un cocktel de venenos.

The American Dream

Facebook, Israel y la CIA


La Revolucion de la Clase Media

Descontento en el corazon del capitalismo: el Reino Unido

Descontento en el corazon del capitalismo: el Reino Unido

La Ola se extiende por todo el mundo arabe : Bahrein

La Caida de un Mercenario

La Revolucion no sera transmitida (I)

(II) La revolucion so sera transmitida

(III) La Revolucion no sera transmitida

(IV) La Revolucion no sera transmitida

(V) La Revolucion no sera transmitida

(VI) La Revolucion no sera transmitida

(VII) La revolucion no sera transmitida

(VIII) La Revolucion no sera transmitida

Narcotrafico SA

La otra cara del capitalismo...

Manuel Rosales mantenia a la oposicion con el presupuesto de la Gobernacion del Zulia...

El petroleo como arma segun Soros

Lastima que se agacho...

El terrorismo del imperio

Promocional DMG

Uribe y DMG